5 mar. 2007

Contratos por Diferencias (CFDs)

En estos tiempos de Mercado con tendencia bajista, puede ser interesante echarle un ojo a otro tipo de productos financieros en los que se puede operar al alza y a la baja, como por ejemplo, los CFDs (del inglés “contracts for difference”).

A grandes rasgos, un CFD es un producto derivado en el que el inversor paga (o es pagado) por la diferencia entre el precio de la acción subyacente cuando se cierra el contrato y el precio de esa misma acción cuando el contrato fue abierto.

Una de las mayores ventajas de este producto es su liquidez: la misma que la de la acción subyacente. Además, los CFDs no pagan comisión de broker, ni de custodia, ni de liquidación, ni canon, ni mantenimiento... Lo que se paga es un 0,1% (sobre el nominal) en cada operación que se realice y un interés (correspondiente al país) que se debe pagar si estamos comprados, pero que se cobrará si estamos vendidos.

Los CFDs permiten apalancamiento, por lo que se necesitan ciertas garantías (sobre el 10% para los principales índices y de ahí hasta el 100% dependiendo de la acción subyacente con que estemos tratando). La comparativa con una compra simple sería un poco así:

Tenemos 10.000€ y lo ponemos todo en acciones de Avanzit. A las 5 sesiones sube un 10% con lo que nuestra ganancia neta es de 1.000€ - 30€ de comisiones por compraventa. Ganamos 970€ (un 9,70%).

Con esos 10.000€ podemos comprar 1.000€ en CFDs de 10 empresas. Pongamos que de media suben un 4%. Al poner sólo el 10% de garantía en realidad estamos comprando 100.000€ al contado, con lo que pagaremos 200€ de comisiones (0,2% del nominal) y 18€ por cada día que estamos comprados (en intradía no se paga interés). La ganancia neta sería de 3710€ (un 37,10%).

Es obvio (e importante) que en caso de pérdidas, el apalancamiento jugaría en nuestra contra. Un apalancamiento excesivo es peligroso y nada recomendable.

Pero como todo, si se usan correctamente, se les puede sacar bastante partido a los CFDs, que en nuestra opinión son más interesantes que sus primos famosos: los warrants. Aquí dejamos una página bastante explicativa (en español) sobre CFDs, y ya de paso, alguna operativa de ejemplo por si queréis probar.

BBVA
Largos: 18,05€

Metrovacesa
Cortos: 90€

Sacyr-Vallehermoso
Cortos: 39,40€